No habrá nuevos procesadores Intel en 2023, ¿se han quedado sin ideas?

Pues sí, parece que Intel ha puesto el pie en el acelerador y el lanzamiento anual de la nueva generación y por tanto sus arquitecturas de procesadores de sobremesa se ralentizarán. Si bien todo indicaba que Meteor Lake se lanzaría en 2023, el fabricante de procesadores para PC más grande del mundo nos dejó claro que la generación 13 seguirá estando en el mercado el próximo año e incluso recibirá una revisión mejorada.

Intel lanzará una versión mejorada de su Intel Core 13

Tal y como se ve en la hoja de ruta y bajo el nombre de Raptor Lake-S Refresh, a partir de la segunda mitad del próximo año veremos el lanzamiento de una nueva versión del Intel Core más avanzado que haya aparecido jamás en el mercado. . . El cual compite directamente con los AMD Ryzen 7000, procesadores que recibirán la correspondiente actualización con memoria V-Cache incluida el próximo año. Así que Intel optaría por enfrentarse a su rival y no tomárselo como algo baladí.

¿Qué mejoras puede tener el “nuevo” Raptor Lake-S?

Bueno, por el momento no lo sabemos, pero sí sabemos que DLVR se deshabilitó en el primer lote de procesadores Intel de la generación actual. Como os contamos hace unas semanas, se trata de un regulador de voltaje dentro del procesador, que combinado con el incluido en la placa base, se traduce en una curva de voltaje y reloj más eficiente. Lo cual se puede traducir en dos cosas: mayor velocidad con el mismo consumo o menor consumo con la misma velocidad.

Patente Intel DLVR

Sin embargo, Intel también puede optar por otras mejoras que no conocemos, como una organización diferente de P-Cores y E-Cores. No esperamos que el número total de subprocesos supere los 32 en el i9 (16 para los 8 potentes núcleos y 16 para los pequeños). Tampoco vemos que Intel lance versiones con 12 y 16 núcleos grandes, lo que significaría una configuración de 12+6 o 16. Más que nada porque incluso los juegos no necesitan tantos núcleos y pocos usan más. 8. Aunque siempre se agradece tener núcleos extra.

En cuanto al potencial agregado de V-Cache de Intel, no es algo que debamos descartar, ya que la compañía ya tiene experiencia conectando múltiples chips apilados a través de su tecnología Foveros. El problema es que sería una sorpresa porque sería algo que se guardaría durante mucho tiempo. En cualquier caso, no tiene muchas posibilidades de cumplirse, aunque tampoco es 100% descartable. En cualquier caso, todavía quedan unas semanas para el CES y se aclaran todas las dudas sobre estos Raptor Lake-S Refreshes.

El regreso de Intel a las estaciones de trabajo

Como últimas novedades tenemos la aparición del Xeon W, que utilizará el chipset W790 y está destinado a estaciones de trabajo. Su arquitectura estará basada en Sapphire Rapids con 64 hilos de ejecución y por tanto 32 P-Cores. Lo que lo diferencia de su hermano servidor.

Este es el primer procesador de Intel en años para este tipo de procesador, lo que provocó el monopolio Threadripper de AMD y el estancamiento general en este sector del mercado, lo que significará una mayor competencia en el mercado, el mercado HEDT, que ha estado estancado durante años.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *